¿Cómo limpiar herramientas oxidadas?

Seguro que tienes más de una herramienta en casa oxidada y no necesariamente por descuidarlas pero porque el paso del tiempo la mayoría de las herramientas acaban oxidándose debido a las condiciones climáticas de la zona. De hecho, la humedad es uno de los factores que más pueden afectar a las herramientas y por mucho que las dejas almacenadas en el interior en una caja, eso no quitará de que sean atacadas por el óxido.

Lo que tenemos que hacer es un mantenimiento periódico de estas piezas para evitar la aparición de óxido.

Te vamos a explicar con trucos sencillos y recomendados para devolver una herramienta útil y libre de óxido.

Solución química contra el óxido en las herramientas

Un método muy habitual es usar productos químicos específicos para la eliminación del óxido. La función de este químico es abrasar la herramienta para aflojar el óxido. Pasados unos minutos ya puedes quitarlo con un simple trapo y una esponja por la parte rugosa.

Un inconveniente, por desgracia, es que no sirve para todo tipo de óxidos.

Para entender bien, hay óxidos muy sólidos y persistentes y este tipo de óxido será difícil quitarlo con un quita óxido convencional. En caso de ser un óxido ligero o mejor dicho un óxido recién aparecido, esto será más sencillo y será más que suficiente un producto químico especial antióxido.

Óxido impregnado en la herramienta

Cuando nos encontramos con un herramienta que tiene un óxido muy incrustado, nos encontramos ante 2 situaciones.

La primera situación es que la herramienta aún tiene salvación y que ese óxido no ha dañado todavía la parte funcional de la misma. Aquí tendremos que usar un desoxidante específico que será más agresivo que los convencionales. Tenemos en el mercado productos que dan esta solución. Tu especialista te de confianza te sabrá recomendar uno de esos productos.

La segunda situación es cuando la herramienta tiene dañado la parte funcional. Por ejemplo, tenemos a la llave inglesa. Si su tuerca incorporada está atacada por el óxido, ya no tendremos más seguro ninguna solución para salvarla.

¿Cómo aplicar el limpiador químico de óxido?

Recomendación ante el uso de este limpiador químico abrasivo es el uso de guantes y máscara de protección. Siempre leer las instrucciones del fabricante para garantizar tu seguridad y las de tu familia, incluido mascotas.

Pasos de aplicación del quita óxido químico

  1. Echamos el producto químico en la herramienta y dejamos unos pocos minutos. Algunos fabricantes te recomiendan unos 5 minutos y otros más.
  2. Pasando esos minutos, cogemos una lana de acero y vamos frotando suavemente la pieza. No recomendamos el uso de papel de lija ya que podría ser demasiado abrasivo para la herramienta y podría rayarla. Si estamos antes un óxido muy avanzado, podemos usar mejor un cepillo de alambre para la peor parte de óxido de la pieza.
  3. Finalmente, cogemos un paño y vamos quitando todos esos restos de óxido.
  4. Si queda óxido, repetimos la acción desde el paso 1 hasta quitar por completo el óxido. Podremos repetir las veces que hagan falta.

Solución casera para quitar el óxido de las herramientas

Si no queremos usar productos químicos por tema de seguridad y salud, podemos acudir a métodos caseros.

Un solución casera para eliminar el óxido en el metal es el “bicarbonato de sodio mezclado con agua”. Le podemos añadir un poco de harina para hacer ese líquido consistente y más fácil para repartirlo bien por toda la superficie de la herramienta. También le podemos añadir un poco de vinagre  que permitirá embellecer el metal.

Una vez aplicado este remedio casero, lo dejamos reposar unos 5 minutos mínimo.

A continuación, aplicamos el mismo proceso que con un producto químico comercial. Usamos una lana de metal suavemente hasta quitar por completo el óxido.

Finalmente, pasamos un paño para quitar los residuos y limpiar bien la herramienta. Repetiremos el proceso las veces que sean necesarias hasta quitar por completo ese óxido.

Si quieres para finalizar bien el trabajar, puedes dar a la pieza un revestimiento de lubricante.

Prevención de la aparición de óxido en las herramientas

Un consejo para prevenir la reaparición de óxido en las herramientas es usar trozos de tiza o llenar una bolsita de tela con arroz y poner una de las 2 opciones en la caja de almacenamiento.

Otro consejo importante es después de cada uso de la herramienta es limpiarla bien, dejándola libre de suciedad y agua, si procede.

¿Qué te ha parecido este artículo? Esperamos que estos consejos te van a ayudar ahora a cuidar mejor de tus herramientas.

Te invitamos a seguir navegando por nuestra web para aprender más sobre reformas y construcción.

Reformas-construccion.com

Nuestro equipo redactor especializado en reformas, construcción y decoración publica siempre pensando en explicar e informar a sus usuarios de forma amena y sencilla. Queremos responder a todas las preguntas que os hacéis a diario en esta temática. Recuerda que este contenido es informativo y ante cualquier duda deberás siempre consultar con tu veterinario de confianza. ¡SOMOS LA WEB EXPERTA EN REFORMAS, CONSTRUCCIÓN Y REFORMAS!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.